Peligro por curva

Captura de pantalla 2020-06-30 a las 17.14.24

La reunión se ha alargado hasta bien entrada la noche, he de reconocer que estoy agotada. Salgo del edificio y me dirijo a la plaza en la que he aparcado el coche. Desde aquí se puede vislumbrar la luna reflejada en el pantano. Me sé la carretera de memoria, cada curva, cada bache. Pronto estaré entre las sábanas disfrutando de un merecido descanso. Arranco y emprendo el viaje de vuelta. Apenas he cerrado un segundo los ojos, pero me ha invadido el sueño. Es muy profundo porque siento cómo me zambullo en él. Como si me acabara de tirar desde un trampolin y me hubiese sumergido en el agua.

Érase una vez un enano saltarín. 

Estoy absolutamente inmersa en ese sueño o en ese cuento. Puede que se haya quedado grabado en algún recodo de mi cerebro y ahora esté reproduciéndose una y otra vez. Enano arriba, enano abajo, salta y canta. Las letras bailan en mi cabeza. Y aunque pueda parecer increíble, siento físicamente como si yo fuera él y estuviese brincando sin parar. De pronto todo se detiene, el enano desaparece y me invade el dolor.

Despierto y veo, reflejada en las puertas acristaladas del hospital, una ambulancia. Un par de hombres vestidos de blanco me transportan en una camilla a toda velocidad.

Relato publicado en el número 5 de la Revista Digital de Valencia Escribe.

2 comentarios en “Peligro por curva

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s